Ucrania presenta una hoja de ruta para regular la IA

El Ministerio de Transformación Digital de Ucrania ha presentado su hoja de ruta normativa para la inteligencia artificial.

El Ministerio de Transformación Digital de Ucrania presentó el 7 de octubre su hoja de ruta normativa para la inteligencia artificial (IA). La hoja de ruta se publicó en el sitio web del ministerio y afirma que su objetivo es ayudar a las empresas locales a prepararse para adoptar una ley análoga a la Ley de IA de la Unión Europea. También pretende educar a los ciudadanos para que se protejan de los riesgos de la IA.

Según el anuncio de la hoja de ruta, se basa en un enfoque ascendente que sugiere ir de menos a más, y proporcionará a las empresas herramientas para prepararse para futuros requisitos antes de adoptar ninguna ley.

La hoja de ruta establece un período preliminar para permitir que las empresas se adapten a las posibles leyes en los próximos dos o tres años. El viceministro de Transformación Digital, Oleksandr Borniakov, esboza:

“Tenemos previsto crear una cultura de autorregulación empresarial de varias maneras. En particular, mediante la firma de códigos de conducta voluntarios que darán fe del uso ético de la IA por parte de las empresas. Otra herramienta es un Libro Blanco que familiarizará a las empresas con el planteamiento, el calendario y las fases de aplicación de la normativa.” 

El borrador de la legislación ucraniana sobre IA, según la hoja de ruta, se espera para 2024, pero no antes de que la Ley de IA de la UE permita que la legislación nacional lo tenga en cuenta.

En junio, la Ley de IA de la UE fue aprobada por el Parlamento Europeo. Una vez aplicada, la ley prohibirá determinados servicios y productos de IA y limitará o restringirá otros.

Entre las tecnologías directamente prohibidas están la vigilancia biométrica, los sistemas de puntuación social, la vigilancia policial predictiva, el llamado “reconocimiento de emociones” y los sistemas de reconocimiento facial no selectivos. Los modelos de IA generativa, como ChatGPT de OpenAI y Bard de Google, podrían funcionar si sus resultados se etiquetaran como generados por IA.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión

Sigue leyendo:

Ir a la Fuente
Author: David Attlee

Envía un comentario