Experto señala que la relación de los bancos y criptoactivos en Brasil tiene todo el potencial para ser beneficiosa

Las criptomonedas superaron la desconfianza inicial y ahora atraen a más inversores brasileños que la Bolsa de Valores

Es innegable que las criptomonedas ya han superado la fase inicial de desconfianza y se han convertido en una realidad para una buena parte de los inversores en el país. Los números no mienten: hoy en día, hay más brasileños invirtiendo en este tipo de activo que en acciones en la Bolsa de Valores, según un reciente estudio encargado por Mercado Bitcoin a la consultora Mosaiclab. El estudio señala que 10 millones de brasileños ya operan con criptomonedas, superando los 9.3 millones de inversores en la bolsa de valores. Otro dato, proporcionado por la Receita Federal, revela que solo en el mes de junio, 3.2 millones de personas físicas y 89 mil personas jurídicas realizaron operaciones en el mercado de criptomonedas, un récord absoluto.

Según Eduardo Carvalho, CEO y cofundador de Dynasty Global AG, incluso en este contexto favorable, aún se nota que los bancos más tradicionales se muestran reticentes a operar con estos activos. Explica que esto se debe en gran medida a la estructura compleja de operación y gobernanza presente en las instituciones. La burocracia existente, que es obviamente necesaria, requiere tiempo y recursos para adaptarse a las innovaciones, y es imprescindible un cierto nivel de seguridad para comenzar a invertir en investigación y desarrollo de nuevos productos, así como en la adecuación a las normativas nacionales e internacionales.

“Sin embargo, con el nivel de madurez de las criptomonedas en el momento actual, creo que la aproximación entre las partes nunca ha estado tan cercana. Y esto sería extremadamente beneficioso para todos los involucrados si la situación se convierte en realidad en un futuro cercano. Además, ya es evidente que el potencial que esta tecnología aporta tiene todo para innovar y impulsar aún más las tres principales funciones y servicios de un banco: la custodia, la gestión de activos y las operaciones financieras“, comenta Eduardo.

Pensando en el factor de protección, el CEO menciona que las criptomonedas actúan de manera única e innovadora al utilizar su propia base de datos, llamada “ledger” en inglés, para catalogar todas las transacciones, billeteras y sus respectivos saldos de manera permanente, descentralizada e inmutable. Así, la custodia de los activos digitales se lleva a cabo de manera transparente, permitiendo que cualquier participante de la red o persona que desee validar la información lo haga de manera sencilla, con unos pocos clics, a través de las plataformas de seguimiento de transacciones.

En cuanto a la gestión de activos, la creación de contratos inteligentes, introducidos en gran escala principalmente por la plataforma Ethereum, una de las más populares en el mundo de las criptomonedas, hace posible automatizar pagos, transferencias y reportes, además de implementar reglas de gobernanza. Para ello, basta con programarlos según la intención del gestor. Eduardo afirma que de esta manera, el banco tendría un software capaz de no solo transferir criptomonedas, sino también de controlar todo el funcionamiento del ecosistema generado a partir de las preferencias definidas por la propia institución.

Hablando de la función estratégica de los bancos como sistema de pagos, la introducción de la tecnología blockchain en esta ecuación permite simplificar todo tipo de transacciones, desde micropagos hasta grandes transferencias internacionales. Esto se debe a que este tipo de activo digital permite realizar pagos desde la dirección de destino y con la clave privada, que es la autenticación necesaria para firmar y completar la transacción. Además, es posible activar el modo multisig, que implica la validación mediante dos o más firmas para efectuar la transferencia, lo que ayudaría aún más a los bancos a garantizar la seguridad de los usuarios“, comenta el CEO.

En otras palabras, la aproximación entre las instituciones financieras y los productos relacionados con las criptomonedas significa un movimiento ventajoso para ambas partes. Desde el punto de vista del banco, adoptar este activo representa ofrecer nuevos servicios y mayor seguridad a los clientes, lo que resulta en un aumento de la afinidad y la fidelidad en la relación. Eduardo cree que para las criptomonedas, aunque en un principio esta relación pueda ser vista como un paradigma, ya que su propósito es permitir que el usuario no dependa de terceros para realizar transacciones, ahora pasarían a tener la custodia de marcas fuertes y reconocidas por las personas, y afirma que así, la participación del banco agrega una capa protectora importante, especialmente para aquellos usuarios que no desean gestionar sus claves privadas por sí mismos.

Primeros pasos

“A partir de estos efectos, no es difícil comprender las razones por las que las criptomonedas ya se están distribuyendo a través de bancos en todo el mundo. En Brasil, esta integración no debería demorar en ocurrir. El primer paso para una aproximación efectiva entre las partes es comprender qué criptomoneda tiene potencial y capacidad para ser incorporada a una oferta de productos por parte del banco”, afirma Eduardo.

En este caso, el factor primordial se relaciona con la jurisdicción en la que se emitió este activo. Sin embargo, también se evaluarán aspectos como los procedimientos de identificación de los usuarios y las reglas de gobernanza en cumplimiento.

El CEO destaca que, una vez superados todos estos requisitos previos, el desafío se convierte en algo mucho más relacionado con la implementación tecnológica. Esto incluye la configuración de la custodia, el establecimiento de procedimientos de protección y la integración en las plataformas, tanto de backoffice como para la interacción con los clientes.

La gran verdad es que la tecnología blockchain ya ha sido probada y demostrada en los últimos años. Ahora es el momento de dar los próximos pasos. Esto significa presentar su potencial a un público cada vez mayor y comenzar el proceso de expansión. La unión entre los bancos tradicionales y las criptomonedas será fundamental para popularizar el mercado en Brasil“, concluye Eduardo.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión.

Te puede interesar:

Ir a la Fuente
Author: Rodrigo Di Paula Ambrissi

Envía un comentario